Enriqueta Compte y Riqué, la maestra que cambió la historia de la educación en Uruguay

Enriqueta Compte y Riqué, la maestra que cambió la historia de la educación en Uruguay

«Se debe dejar crecer, dejar pensar, dejar hacer, y no intervenir contra el crecimiento, el pensamiento y la acción»

 

Seguramente hayas pasado alguna vez por delante de esta estatua emplazada en el Parque Rodó. ¿Qué personaje se esconde detrás de esta en piedra? Ella es la maestra Enriqueta Compte y Riqué, fundadora del primer jardín de infantes de América del Sur.

Primer jardín de infantes

La razón por la que recordamos a Enriqueta hasta hoy en día excede el hecho de ser maestra, y tiene más que ver con la enorme contribución a la enseñanza no solo en Uruguay sino en toda América Latina. Enriqueta incorporó el sistema froëbeliano a la educación, sobre todo aplicado a la primera infancia. Este sistema alemán introduce el concepto de kindergarten (o jardín de niños) y se basa en juegos sencillos para comprender el mundo. Enriqueta incorporó este método que conoció durante sus viajes por Europa, y lo adaptó a la realidad uruguaya.

Tiempo después, creó el Laboratorio de psicopedagogía que comenzó a funcionar en su jardín de infancia. Allí realizaban seguimiento a las niñas y los niños con las llamadas Biografías Escolares, que detallaban datos físicos, rasgos de personalidad, desarrollo del trabajo y capacidad mental, entre otras cosas. Esta fue la primera vez que una mirada analítica se posó sobre la primera infancia con el fin de acompañar el crecimiento y el correcto desarrollo de la vida pre-escolar. El enfoque de metodología partía de la perspectiva de los infantes, incorporando las vivencias de cada niño/a de manera integral.

«Con la Pedagogía tratamos de ejercer influencia sobre el alma, como los médicos tratan con la medicina, de ejercerla sobre el cuerpo para conseguir la sana integridad de sus funciones»

En paralelo, Enriqueta fue una activista permanente en el reconocimiento de los derechos de las mujeres, lo que la llevó a ser parte del movimiento que conquistó el voto femenino en Uruguay.

«La concesión de derechos políticos a la mujer transformará hondamente la condición social de los pueblos. ¿Cómo no es posible concebirlo? Es indudable que será para su provecho, pues los errores de la inexperiencia pronto quedarán compensados por el beneficio que aportarán las cualidades femeninas, al fundirse en un mismo propósito, con las del hombre»

 

Fuentes consultadas:

1- Estudio y Trabajo, Enriqueta Compte y Riqué, 1933. Disponible en la biblioteca digital de autores uruguayos de la FIC, UDELAR.

2- Archivo Online de ANEP